SEMANA DE BLACK FRIDAY: Ofertas válidas hasta el 27 de Noviembre o hasta agotar existencias

Subir a un taxi volador autopilotado podría ser posible en 10 años.

RSS
Subir a un taxi volador autopilotado podría ser posible en 10 años.

Hace ya mucho tiempo que soñamos con coches voladores, la literatura y el cine de ciencia-ficción nos animan a ello. Pero, actualmente, lo único que vuela y no es un avión o helicóptero son drones capaces de transportar pequeños paquetes. En lo que a coches se refiere, lo más cercano son los autopilotados y aún se miran con desconfianza. Entonces, ¿se podrían mezclar estas ideas futuristas para crear un proyecto comercial a corto plazo? Sí, Airbus lo ha hecho.

Vahana es el nombre elegido para el concepto creado por A^3, la división de proyectos avanzados de la empresa aeronáutica, y en la cultura hindú es la criatura o animal que monta un dios (vájana). Los planes anunciados por Airbus son desarrollar un prototipo este mismo año y empezar su fabricación en 2020. A ese ritmo, en una década o dos sería posible que pudieses pedir un aerotaxi sin conductor.

¿Te lo imaginas? Solo pensarlo resulta emocionante, más aún al repasar alguna de sus características que nos permiten construir en nuestra mente la experiencia que supondría:

  • Es autónomo así que no hace falta saber pilotar, igual que un taxi, y su velocidad duplica la de un coche.
  • Es un híbrido de helicóptero y avión, es decir, es capaz de despegar y aterrizar como el primero y volar como el segundo.
  • Está pensado para un pasajero que tiene que hacer un trayecto relativamente corto porque la autonomía de su motor eléctrico es de unos 80 km.

No obstante, como proyecto conceptual que es de momento, aún ha de salvar algunos obstáculos. Más allá de las infraestructuras que rodean a Vahana como la planificación y construcción de lugares para aterrizar, también las leyes internacionales deben cambiarse porque, obviamente, aún no están preparadas para la posibilidad de aeronaves no tripuladas con personas dentro.

Además, seguro que te habrás hecho la siguiente pregunta mientras leías los párrafos anteriores: ¿me puedo fiar de un avión autopilotado? Sí, hay menos obstáculos en el aire que en las carreteras pero, ¿es seguro? Dicen que dentro de unos años quizá lo sea.

Yo tengo mis dudas ahora mismo por mucha ilusión que me haga, pero Airbus y otras empresas llevan años investigando y dando pequeños pasos para hacerlo posible. No se trata de desarrollar de golpe toda la tecnología si no de ir sumando los elementos que lo harán realidad en un futuro quizá no tan lejano como piensas. ¡En una década todo puede cambiar!

Para que el proyecto tenga sentido tal y como está definido ahora, se barajan precios relativamente económicos como 40 dólares por un vuelo de 15 minutos. Pero, si la previsión de Airbus es que Vahana sea similar a un Uber futurista en una megacity del 2030, igual ni lo pagamos en euros así que no saques la tarjeta de crédito todavía.

Posts anterior Post siguiente

  • Eva S